Jn 21, 15

La pregunta se empecina
antes del alba.
Testigos son la red desconcertada
y una barca
y el pez mudo que cruje entre las brasas.
Detrás del verbo amar
se irá la vida.
Ya no harán falta
las respuestas.

(Rafa Velasco, sj)